26 abril, 2011

De como Emiliano se entendió con ratón Pérez...




Emiliano Antonio tiene ya seis años y se le cayó su primer diente de leche. La emoción del asunto estriba en ponérselo al ratón Pérez para que le deje unas monedas a cambio… Pero resulta que el ratón además de poner dinero en su casa de Málaga, es muy generoso y también dejo un dinero para él, en Vancouver donde los tíos…

Al enterarse de esto -a través de Skype- Emi dijo: ¿por qué si yo no vivo en Canadá?, a lo que respondió la tía Patricia: debe ser que el ratón se equivocó de dirección, o quizá sabe que aquí viven tus tíos que te quieren mucho y te enviarán el dinero… Además, ratón Pérez dejo una nota en una servilleta –puedes verla- que dice: Para Emiliano de ratón Pérez…! No muy convencido del todo, Emi pregunta que si puede ver al ratón para informarle mejor su dirección. La tía nuevamente le dice que el ratón Pérez no se deja ver por nadie. Que jamás ha sido visto, pero que sabemos de su existencia por el dinero que deja y los dientes que desaparecen…
Vale..! contestó el sobrino.



Caracas, abril 2011

Ilustración tomada de la web.

2 comentarios:

Los Cuentos de Tía Mymi dijo...

¡Qué linda anécdota del nieto de América!
Emiliano posee el pragmatismo de un adulto verdaderamente serio. La respuesta que dio a su tía Patricia lo demuestra. Es, ante todo, amigo del diálogo (cosa en la muchas veces los adultos fallamos. Sencillo: ¿Cómo no explicarle a Ratón Pérez su dirección? Tía Pat tuvo que explicarle mucho para que Emiliano se convenciera y dijera ¡Vale!

Que Dios lo bendiga.
Tía Mymi

Anónimo dijo...

Ese Delfín parece que no come mucho cuento, jeje. Un niño del siglo XXI, tan bello.!
La Gertrudis.